febrero 19, 2016

MOROS Y CRISTIANOS

No se puede comparar el peso del cristianismo y el islamismo en la Edad Media. Los árabes rescataron de Grecia la metodología empírica aristotélica y la introdujeron de nuevo en Europa a través de la península Ibérica, siendo notables astrónomos, matemáticos y médicos en Córdoba, Badajoz, Denia, Toledo y Alcira. Los cristianos aprovecharon la fusión de su concepción filosófica o "falsafa" junto con la tradicional o de no uso de razón, cuya separación y participación de la revelación en Averroes influiría un siglo después en el esforzado trabajo teorético de Santo Tomas de Aquino. Pero hoy, ¿qué queda? El hombre rebelde de Camus, el ateo, el muequeado por el hecho coránico impuesto por las sectas fanáticas políticas y el hecho vaticano o institución de poder según Puente Ojea, como ya todos sabíamos.


CARTA A "TRIBUNA", julio 1992

No hay comentarios:

Publicar un comentario