noviembre 14, 2009

PEQUEÑAS EXCOGITACIONES

Dos contrarios se unen para la perfección,
mientras que dos semejantes se unen para su propia pasión.

El respirar es la mínima dignidad: que no te asfixien los demás. El pensar necesita de la obra digna.

Apelar a la amistad es apelar a la virtud o a los dictados de la razón que deben crecer en ella.

Hay una lucha universal entre los principales y los secundarios. Los principales arrastran a los secundarios.

Las cosas buenas están hechas para la gente importante. Los importantes hacen cosas buenas. Éstas, son la medda de la importancia de estos seres importantes. Éstos, son escasos.

Los conceptos de las cosas o criaturas son muchas imágenes globales que se entrecruzan mientras piensas en un lapso momentáneo. Las repeticiones mentales no son iguales.

La Naturaleza es muy particular.
La causa no es lo importante sino el efecto.
Pero sin causa no hay efecto.
La vida es sagrada.

Tengo siempre un enemigo en cualquier parte por mi forma de ser. El hombre no es libre, y aunque quiera, los demás no le dejarán.

La razón necesita de costumbres y hábitos bien firmes. El único bien del hombre es vivir en paz y armonía, en felicidad y equilibrio.

En el bien, o en el mal del colectivo, siempre hay algo de la propia cosecha de uno.

No hay comentarios:

Publicar un comentario