septiembre 23, 2014

LA UCRANIA RUSA V

Qué creéis que defendéis a comunistas estáis defendiendo a millonarios rusos.

¡Es que no hay románticos patriotas entre los ucranios entonces tampoco puede haber nacionalistas y otros pueblos vecinos les prestan su romanticismo como los polacos y los magiares!¡En pie, ucranios, sed el poemario eslavo!¡Petrarca en vuestros muros y que las amadas sean checas, galas y dacias, y con todos estos múltiples juegos os llevéis a vuestras casas el espíritu de los hijos independentistas de Gaudí, porque la mala y la buena fortuna viene de con quién pasaste la chansón y los romances!

Los Tratados de Taxas y Contribuciones siempre se basarán sobre el valor del trabajo, los salarios mínimos de subsistencia y las leyes naturales aplicadas al intercambio del mercado esto sale en las cuentas como una pena para el ciudadano medio pero esperemos que de Putin salga una petunia de color blanco que no una violeta de confusión, luto y guerra mediante dos o tres craqueos de la situación con la Ucrania europea porque le está saliendo la espada y el martillo al pez vecino del oro negro porque será verdad que los rusos tienen interés por los vacios de los espacios.

La Nueva Rusia entre el río Dniéster y los Cáucasos ya surgió en tiempos de la Revolución Francesa cuando el royalista duque de Richelieu al servicio del Zar fue su gobernador, el mismo que también sustituyó en los asuntos extranjeros a Talleyrand cuando Napoleón regresó de la isla de Elba.

La Liga de Radom y la partición de Polonia demuestran lo que puede ocurrirle a un país que se abre a los disidentes de otras religiones como la ortodoxa rusa y la protestante prusiana.

El ucranio Radek acompañó a Lenin en el tren a Rusia desde Alemania luego cuando Karl Liebknecht y Rosa Luxemburgo fueron asesinados regresó a Alemania para llevar el Comité Central de ese Partido Comunista, regresó otra vez a Rusia para tener una posición prominente en la Internacional Comunista, y otra vez regresó a Alemania para preparar la revolución allí, pero como apoyaba a Leon Trotsky y promovió falsos estudios del comunismo a estudiantes orientales tuvo que morir en un campo de concentración estalinista.

Nicolae Radescu fue el último anticomunista primer ministro de Rumanía pero fue depuesto por una manifestación de la masa en Bucarest y por no aceptar la ayuda de los Estados Unidos.



No hay comentarios:

Publicar un comentario