marzo 14, 2016

EL AMOR EN MARÍA ZAMBRANO

Con los horarios que tienen las mujeres ya no aman.

Cuando entras en un relación con una mujer tienes que expurgar todos sus contactos del móvil y quitarle las malas hierbas para que ella vuelva a ser pura.

Claro que luchan las mujeres hasta montadas en un coche y con dos hijos pequeños detrás.

Ellas son así porque se han acostumbrado a que las amen así para lo bueno y para lo malo.


___________________

Dichas estas parrafadas pasamos a disertar sobre lo que es el amar a una mujer adecuándonos al crucigrama de María Zambrano.

Cuando no hay agua ciertamente la relación se apaga. Amor que no da fuerzas para la vida no vale la pena. Tú coges a una mujer en lo bajo, la pones a tu nivel,/ y luego te supera y te deja detrás como una espartana.

Las ideas que uno tiene son la medida de la persona. Se pueden tener muchas ansias de amar. Pero es importante el sentido de la vida que tengan los miembros de la pareja. Que deben luchar para mejorar en hacer cosas y crecer en su virtud.

Si das lo peor de ti junto a esa persona es que no conviene estar con ella. Se tiene que realizar un ideal de esa pareja redimiendo los instintos bajos de la mala educación por no haber tenido modelos apropiados o parejas desconstructoras. La gente entiende por normalidad la vulgaridad perfecta y el materialismo más estúpido.

No te juntes con malas compañías que no puedas cambiar. Amas demasiado y resulta que a la gente no se la puede cambiar. Si te ves interesado haz la prueba de que salgan los detalles, mira qué cosas no aguantarías del otro ni soportarías en una convivencia. Todos quieren hacer lo que les dé la real gana.

Algunas te quieren como maridito aun sin convivir ni casarse, y no saben que eso es ser coautor y tener copyright sobre la otra persona. Que tú seas su hombre y ella tu mujer. Quieren al hombre para el plazer pero no quieren un husband para hacer los deberes. Como ejemplo todas mis parejas dejaron de fumar y como salida todo se fastidió cuando empecé a tomar medidas de ahorro y a cortar sus excesos.

El amor no es para no hacer nada en mejorar aparte de sexo, comilonas y muchos viajes. Ellas con una coraza de indiferencia quieren divertirse joder. Los verdaderos sacrificios fueron para el matrimonio después de la boda.

Y yo no me quedo con la mujer que no me deja la conciencia tranquila que depende de las verdades. El mundo es un kaos y el cerebro una máquina perfecta para ordenarlo y buscar la mejor solución eso sí con voluntad.

A veces se confunde las lenguas de los dos pero por las obras los conoceréis. Hay mujeres que te embriagan, el vicio te hace tilín y encallecen tu conciencia. La sinceridad y la honestidad y la dignidad/ dan paso a la doblez, la ruindad y la mezquindad,/ que pasan atropellando como si vinieran de Ribade...

Se trata de adquirir un segundo o tercero mejor yo con tu compañerita del alma. Por eso cierta filosofía es noble porque no puedes dejar de estar en este mundo. La vida que puedo vivir contigo, que tú me ofreces, mejor o por lo menos tan hermosa como la mejor ficción ideal con sentimientos parecidos ante la realidad.

La falta de compostura del ciudadano está haciendo caer en la locura individual en MADrid. Mientras no te venga una enfermedad el tiempo pone las cosas en su sitio. Pero queremos seguir y vivir a un precio bajo como el de lo anuncios de la lotería primitiva.

Mientras no tengas trato carnal con ellas nada pueden hacerte a no ser que trabajes con ellas decía un amigo. Todas se han vuelto gimnastas del amor sobre nosotros con sus pesas y sus contrafuertes. Algunos poseídos por una manía de los dioses están ciegos y caminan a éste su TrágicoDestino.

Yo le contesté que las mujeres requieren esfuerzo, esfuerzo y más esfuerzo y éstas no son de las que te dejan de lado. Nadie quiere una merkela pero ahora tomamos por concubinas a las zorras, las frescas y las grecas. Grecas que están que trinan porque con la crisis se han quedado sin dinero parné y buscan galerías de aire y subterfugios.

Pero te lo vuelvo a decir porque las amamos así las hacemos así.

Deducciones de las Cartas Inéditas de María Zambrano.

No hay comentarios:

Publicar un comentario